Cuatro puntos clave en la transformación digital de RRHH

 

Hay mucha literatura sobre los procesos de transformación digital (TD) en las organizaciones incluida la TD de la función de RRHH. En la mayoría de los casos se asocia a la implantación del último software de RRHH y aunque es cierto que el desarrollo tecnológico ha sido el impulsor de esta nueva revolución industrial, la TD no podemos entenderla como una compra y/o implantación de tecnología, sino como un proceso de transformación continua, un cambio que permita optimizar todos los procesos de las organizaciones que parte de un cambio en sus valores que tiene que emanar de la alta dirección y llegar a cada persona que la componen. 

 

“La transformación digital de la función de RRHH tiene como objetivo a las personas, desarrollar organizaciones que cuenten con el talento que necesitan en los puestos que necesitan y alineados todos en la consecución de unos objetivos comunes, actuando de acuerdo a unos valores que comparten.” 

 

Cuáles son los puntos claves para conseguir este objetivo: 


1.    Liderazgo 

 

Un proyecto de TD de la función de RRHH solo tendrá éxito si emana de la alta dirección y para ello es necesario que la organización cuente con un líder que comparta una serie de características: 

 

  • Tener una firme determinación y una incurable necesidad de generar resultados sostenibles. Estar decidido a hacer todo lo que haya que hacer para que la compañía sea extraordinaria y ello pasa por una cultura de cambio continuo que permita la TD.  
  • Ser laboriosos, más caballos de tiro que caballos de circo y no nos engañemos la TD requiere un gran esfuerzo y trabajo por todos los miembros de la organización.  
  • Generando una cultura que no castiga el fracaso impidiendo que innovación.  

 

2.    Cultura 

 

El principal objetivo de un líder que quiera realizar la transformación digital de su organización es crear la cultura que favorezca un proceso de cambio y mejora continuo, el gran motor de la TD es la transformación cultural que permita que todas las personas que forman la organización se adapten a una cultura de cambio continuo.  

 

Algunas de las características que comparten las culturas digitales son:  

  

  • Están centradas en las personas, principalmente en los empleados y en los clientes. La mejor forma de conseguir una buena experiencia del cliente es con una buena experiencia del empleado.  
  • Equipos multidisciplinares, la TD es un proceso transversal a toda la organización, lo que requiere equipos multifuncionales basados en el conocimiento y no en la jerarquía.  
  • Procesos continuos de investigación, el cambio es continuo y por ello la investigación, con canales abiertos de escucha permanentes a los empleados y clientes.  
  • La importancia del dato: la toma de decisiones ágiles y continua, requiere de datos de calidad y actualizados. Los datos se democratizan dentro de la organización, no son propiedad de ningún área, sino que se comparten por todas las personas y sistemas que los necesitan.  
  • Un liderazgo basado en el conocimiento, en la innovación creando espacios de trabajo que fomente el aporte de ideas nuevas.  

 

3.    Simplificación de procesos 

 

Lo simple y sencillo no pasa de moda, uno de los pilares de la TD es la simplificación y optimización de los procesos mediante el uso de la tecnología para mejorar los productos y servicios que ofrecemos a nuestros clientes. 

 

No se trata de realizar proyectos puntuales de optimización, sino que la cultura que comentaba en el punto anterior tiene que impulsar que sea un proceso continuo de mejora, simplificación y optimización poniendo en el centro a las personas (empleados y clientes). 


 

4.    Tecnología  

 

Una parte del proceso de TD son los proyectos implantación de la tecnología que van a ayudarnos a simplificar, optimizar y hacer eficientes nuestros procesos de RRHH. 

 

Estos proyectos tienen el siguiente ciclo de vida: 

 

  1. Necesidad del negocio: en el centro del proyecto tiene que estar el negocio. 
  2. Selección de software: debe seleccionarse aquel software que me mejor se adapte a las necesidades de la empresa. 
  3. Proyecto de implantación: es la fase de implantación y adaptación del software a las necesidades de la organización. 
  4. Optimización: es necesario un proceso continuo de optimización que permita obtener los mejores resultados a partir de la experiencia de uso del mismo.  
  5. Evolucionar el sistema: los fabricantes del software realizan continuas evoluciones de los mismos que hay que adaptar a las necesidades de la organización. 




Comentarios

Entradas populares de este blog

Big Bang Vs Roll Out

Tecnología que humaniza para RRHH

Cómo impactará el Blockchain en Recursos Humanos